LOS REYES CATÓLICOS: POLÍTICA Y RELIGIÓN

LA UNIÓN DINÁSTICA DE CASTILLA Y ARAGÓN





Reinado de los Reyes Católicos (1474-1516)
  • 1469 Matrimonio de Isabel de Castilla y Fernando de Aragón
  • 1474 Isabel I reina de Castilla
  • 1475-79 Guerra civil entre Isabel y Juana 
  • 1476 Creación de la Santa Hermandad
  • 1478 Tribunal de la Inquisición
  • 1486 Sentencia arbritral de Guadalupe
  • 1492 Reconquista de Granada. Colón descubre América. Expulsión de los judíos
  • 1496 Conquista de las Canarias
  • 1504 Muerte de Isabel 
  • 1506-16 Regencias de Fernando y cardenal Cisneros
  • 1512 Anexión de Navarra a Castilla
  • 1516 Muerte de Fernando
En 1469 con la boda de Fernando, príncipe de Aragón, e Isabel, hermana de Enrique IV, rey de Castilla, se produce la unión dinástica de las Coronas de Castilla y Aragón.
Fernando se convirtió en rey en 1479 a la muerte de su padre mientras que Isabel se convirtió en reina de Castilla tras una guerra civil por el trono (1475-79) contra su sobrina Juana la Beltraneja.
 

 



La unión de ambos reinos fue una unión dinástica porque cada reino conservaba sus propias leyes, instituciones, monedas, fronteras, impuestos y lenguas. Pero ambos reyes actuaban en nombre de sus reinos de forma conjunta bajo el título de Reyes Católicos (Isabel I de Castilla y Fernando II de Aragón)
 

  

 
 
  
 



A lo largo de su reinado (1474-1516) los RR.CC. llevaron a cabo varias empresas de expansión territorial una vez terminada la Reconquista:
  • Tras una larga guerra civil (1482-92) el reino nazarí de Granada capitula (se rinde) y Boabdil entrega las llaves de la ciudad a los RR.CC. Granada se incorpora a Castilla.
  • En 1492 Cristobal Colón, con el apoyo de Isabel la Católica, descubre América que pasa a formar parte también de la Corona de Castilla
  • En 1496 se incorporan definitivamente las Islas Canarias a Castilla
  • También se conquistan varias plazas en el norte de África para defenderse de los ataques de los piratas berberiscos: Melilla (1497), Orán y Bugía
  • En 1504, Gonzalo Fernández de Córdoba, el Gran Capitán, conquista Nápoles que se incorpora a la Corona de Aragón
  • En 1512 el reino de Navarra se incorpora a Castilla




 

Paralelamente a esta política de expansión territorial, los RR.CC. llevan a cabo una serie de alianzas matrimoniales para aumentar, en el futuro, sus posesiones en Europa. 
A 2 de sus hijas, Isabel y María, las casan con el rey de Portugal (más tarde su biznieto, Felipe II, será así rey de Portugal)
Catalina de Aragón se casa con Enrique VIII para neutralizar a Francia.
También planifican la boda de sus hijos con los herederos del emperador de Austria, Maximiliano de Habsburgo: Juana se casa con Felipe el Hermoso (su hijo, Carlos V será rey) y Juan con Margarita.
 


 


LA MONARQUÍA AUTORITARIA
Los RR.CC. culminan el proceso de consolidación de la autoridad real iniciado en la Edad Media y el paso a un Estado Moderno tomando una serie de medidas para reforzar esa autoridad y disminuir el poder de nobleza y clero:
  • Creación de la Santa Hermandad (1476), un cuerpo armado encargado de perseguir delincuentes como ejército profesional permanente (sustituye al ejército feudal controlado por la nobleza)
  • Sistema de Consejos u órganos de gobierno en los distintos reinos con funcionarios con formación universitaria y pagados por la corona (disminuye la influencia de los nobles como asesores): Consejo de Castilla, Navarra, Aragón, Inquisición...
  • Real Audiencia o Chancillería para impartir justicia
  • Nombramiento de corregidores (representantes reales en los ayuntamientos) y virreyes (delegados reales en zonas alejadas)
  • Patronato Regio o derecho de los reyes a proponer obispos para su nombramiento.
  • En Aragón, Fernando el Católico, solucionó primero el conflicto de los campesinos remenças (la Sentencia Arbitral de Guadalupe quitaba autoridad a los nobles y acababa con los malos usos o maltrato a los campesinos) y redujo la influencia de los burgueses que controlaban los ayuntamientos con la insaculación (elección por sorteo) de los cargos al gobierno municipal.
 


 

Pero otro de los objetivos prioritarios de los RR.CC. fue la uniformidad religiosa, ya que consideraban que sus súbditos debían ser buenos y fieles cristianos.
En 1478, para perseguir a los herejes y falsos conversos, se creó el Tribunal del Santo Oficio o Inquisición. Esta institución era la única que podía actuar tanto en Castilla como Aragón y, más tarde, en América.

Después se instó (impulsó) a los judíos a convertirse al cristianismo. Muchos se convirtieron pasando a ser llamados cristianos nuevos, marranos o conversos. Los que no, fueron definitivamente expulsados de España en 1492 dejando la mayoría de sus pertenencias y arruinando la economía del país. Los judíos en el exilio pasaron a llamarse sefardíes y se extendieron por toda Europa, Asia Central y Norte de África.

Tras la conquista de Granada, aunque se garantizó a los musulmanes que conservarían su religión y sus costumbres, la intolerancia y las revueltas contra la población musulmana fueron en aumento. En 1502, el cardenal Cisneros, obligó a masivos bautismos forzosos o al exilio. La mayoría se bautizaron pasando a ser moriscos.

  

  

Sobre todos estos conversos y posibles herejes la Inquisición actuaba duramente. Si alguien era acusado de forma anónima se le confiscaban todos sus bienes, era sometido a juicio (a veces torturado) y, en caso de ser condenado, podía acabar en la cárcel o ejecutado en un auto de fe.
 



 

Los autos de fe se celebraban en las plazas públicas y asistían autoridades civiles y eclesiásticas. Los reos portaban sambenitos (prendas con capirote con dibujos del infierno y el pecado), se les leían sus cargos y eran quemados en la hoguera (ya fuera en persona o en efigie) por las autoridades civiles.